Chihuahua.- Con el fin de que los viajeros puedan disfrutar esta temporada vacacional, la Secretaría de Salud del Gobierno del Estado de Chihuahua da a conocer los síntomas del mal del viajero o conocida como “diarrea del desierto”, para que esta afección sea tratada a tiempo.

Esta enfermedad se presenta comúnmente en las personas que realizan viajes a lugares cálidos en donde son frecuentes las bacterias patógenas en alimentos y bebidas, que provocan tres o más síntomas como dolores abdominales, náuseas, hinchazón, debilidad, diarrea líquida y falta de apetito.

La enfermedad normalmente acarrea un incremento de volumen y frecuencia de las deposiciones, así como una pérdida de peso; típicamente, un pasajero experimenta de cuatro a cinco visitas al baño cada día.

Esta enfermedad puede significar un riesgo mayor si se presenta sangre o mucosidad en las deposiciones diarreicas, dolor abdominal, o fiebre alta.

Para prevenirlo se recomienda mantener un buen nivel de higiene y sólo consumir agua potable, lavarse las manos constantemente, así como asegurar que los alimentos estén bien preparados.

Asimismo, ingerir bebidas seguras, es decir, bebidas carbonatadas envasadas, té caliente o café y agua hervida o apropiadamente tratada por el pasajero.

En caso de que la enfermedad persista durante más tiempo se recomienda acudir a un centro de salud para que se le brinde una atención oportuna y se le aplique un tratamiento adecuado.

Con estas acciones la Secretaría de Salud muestra su compromiso en mantener a la población saludable.