Noticias de Chihuahua.- La Fiscalía General de Chihuahua y la Secretaría de la Función Pública de la entidad investigan el desvío de más de 360 millones de pesos de una cuenta bancaria de la Secretaría de Hacienda estatal, durante el gobierno de César Duarte, a diversas cuentas vinculadas al PRI.

Información publicada hoy por el diario Reforma (acceso con suscripción) refiere que entre los beneficiarios estarían el PRI estatal, pero también diputados, operadores políticos y personas a quienes Duarte debía favores.

De acuerdo con informes de allegados al caso, eran desviados por lo menos 5 millones de pesos mensuales, señala el diario.

Uno de los nombres mencionados en la investigación es el de Christopher James Barousse, actual colaborador del dirigente nacional del PRI, Enrique Ochoa, y quien fuera dirigente del Frente Juvenil Revolucionario; en 2012 Duarte lo convirtió en el dirigente del PRI municipal en Chihuahua.