Noticias de Chihuahua.- Dado que el proceso de deportación contra César Duarte está siendo demasiado lento y tortuoso, desde el Gobierno de Chihuahua se ha tomado la decisión de solicitar la detención para su extradición, lo cual implica cerrar todas las carpetas de investigación que se tienen en su contra.

Esto lo dijo el gobernador del estado, Javier Corral Jurado, quien refirió que con esto se está abandonando de alguna manera la estrategia de la deportación, porque han visto signos muy contradictorios de las autoridades norteamericanas en este asunto, y muy poca voluntad para cooperar con la justicia local.

Indicó que ellos tienen elementos de sobra para saber que se trata de una persona con procesos acreditados penales en su contra, y sería información suficiente para ser deportado, pero les han explicado que es un proceso largo y por ello no se van a esperar.

A cambio, irán a solicitar la detención con fines de extradición en las próximas semanas, y para ello se tendrán que cerrar prácticamente todos los expedientes que le tienen, toda vez que cuando se hace este proceso de un presunto responsable, solo se le puede enjuiciar por los delitos ya acreditados en la solicitud de extradición, sin poder incorporar nuevos cargos después.

Corral detalló que aquí hay un criterio de especialización en términos de extradición, de modo que ya se decidió ir por este proceso y se habrán de cerrar todos los expedientes de los distintos delitos, tanto de peculado como de enriquecimiento ilícito del ex gobernador del estado, para que no suceda exactamente lo que está ocurriendo con Javier Duarte en Veracruz.

En aquel caso, allá se enfrentan al problema que solo puede enjuiciarlo por los delitos que el Ministerio Público le acreditó, y es mucho menor a lo que se le acusaba, pues únicamente se podía enjuiciar por el desvío de poco más de 30 millones de pesos, y no de los 450 como originalmente se dijo.

Asimismo, el mandatario dijo que hay información de fuentes “más o menos seguras”, de que César Duarte ha hecho ofrecimientos al Gobierno de Estados Unidos en torno a su gestión para la residencia permanente, en la cual pide asilo político e incluso ser testigo protegido, por ello tienen que actuar rápido.

Por fortuna, destacó que tienen el apoyo de la Subsecretaría Jurídica de la Secretaría General de la República, en donde se trató el tema hace dos semanas, y se tiene la cooperación de otras instancias para complementar información que se requiere sobre el ex mandatario.

Finalmente, mencionó que en la parte que están solicitando están teniendo la plena colaboración del Gobierno Federal, por lo que confió en que se tendrá un proceso claro y efectivo para hacerle justicia a Chihuahua.