Noticias de Chihuahua

¿Cómo saber si debes irte o seguir en tu trabajo?

Noticias de Chihuahua.- Saber si debemos quedarnos o no en un sitio es una duda recurrente, al menos durante una vez en la vida hemos estado ahí. ¿A quién no le ha pasado? No solamente hablamos de sitios de trabajo sino también de lugares donde sentimos que ya no pertenecemos por múltiples causas. Ocurre en ese momento cuando nuestra voluntad está dividida porque hay razones de peso para seguir, pero hay otras más para retirarse.

Hoy no te voy a decir que renuncies o que sigas intentándolo. Pero síencontrarás ciertas claves que te ayudarán a tener una perspectiva más objetiva, una visión más clara de lo que está ocurriendo que por supuesto te ayudará a tomar una decisión con la que te sientas más encaminado hacia tus metas, por complicada que sea. No vale la pena renunciar a tus sueños por comodidad, según Gananci puedes hacerlos realidad si descubres un solo secreto.

1.- Estás en piloto automático: cuando en tu trabajo ya no tienes que poner en práctica el pensamiento creativo y sientes que no te reinventas desde que terminó la serie Friends, quizá ese no es el sitio ideal para ti. Cuando la rutina se apodera de tu vida, dejas de crecer y desafortunadamente te estancas. Si esto te está pasando toma en cuenta que estás desperdiciando tu potencial.

Los seres humanos poseemos un potencial increíble de lograr cosas muy buenas, solo hay que cultivarlo. Cuando no se hace, se seca como una planta descuidada y por supuesto, nadie quiere que le pase eso.

Un día sin aprender nada nuevo es un día perdido, reza un refrán popular. Cuando en el sitio en el que estás no se te reta constantemente, ni se te empuja para que superes tus límites, estás siendo subestimado y estás dejando deteriorar tanto tu intelecto como tu motivación.

2.- No quieres ir al trabajo:cuando esto ocurre debe ser tomado como una señal de alarma. Puede que sea normal tener algo de sueño en las mañanas, sobre todo cuando eres noctámbulo y desees quedarte más tiempo en la cama, pero cuando el pensamiento de ir a un nuevo día de trabajo no te hace pararte con buena energía… algo está pasando.

En este caso lo mejor sería reflexionar las causas por las que estás sintiendo tal desmotivación y evaluar si estas pueden ser contrarrestadas de alguna manera. Si es tu caso, mira estas razones por las cuáles puedes sentirte desmotivado.

3.- Crees que llegaste a tu techo: cuando sientes que en el sitio donde estás ya no hay manera de que puedas seguir surgiendo, de que sigas explotando tus dones habilidades, talentos y destrezas más allá de cómo lo haces ahora y toda posibilidad de evolución está coartada… Houston, tenemos un problema.

No quiero decir que sea un problema terminal, hay que saber si esto puede ser remediado, y en caso de que no. Es momento de decidir si prefieres quedarte en la comodidad o es el momento de evolucionar hacia mejores lugares.

4.- No te respetan: en ningún lugar debe ser cercenada tu libertad de pensamiento o creatividad y si te esto te está ocurriendo, si estás siendo humillado por tu superior o compañeros de equipo:ese no es el lugar idóneo para ti. Aunque recuerda que el respeto se gana, no se exige, por lo que es pertinente una evaluación de ti mismo para saber por qué está ocurriendo eso a tu alrededor y si puedes sobreponerte a ello de manera airosa.

5.- No tienes tiempo para más nada: la vida se compone de muchos aspectos, el trabajo es uno de los más importantes pero no es el más primordial, por lo que si tu trabajo actual te está costando tu familia, relaciones interpersonales, diversiones y hasta la salud, ha llegado de frenar, evaluar si realmente vale la pena y decidir si queremos seguir así temporal o permanentemente.

Hay muchos puntos a tomar en cuenta y prácticamente ninguno de ellos es totalmente 100% determinante pero si consideras que te sientes identificado con varias de las afirmaciones anteriores, quizás debas ir pensando en expandir tus horizontes.