Noticias de Chihuahua.- La Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) reportó la detección, por primera vez, de una nutria de río (Lontra longicaudis) en el Área de Protección de Flora y Fauna Tutuca, en Chihuahua.

El descubrimiento se logró gracias al monitoreo biológico que se implementa en dicha Área de Protección, luego de que solo se contaba con algunos registros de huellas del mamífero en el lugar.

La detección del ejemplar se llevó a cabo con la ayuda de cámaras trampa colocadas estratégicamente en arroyos, ríos y cuerpos de agua de difícil acceso.

Gracias a ello se captaron las primeras imágenes de la nutria, así como de otros carnívoros como como coatí (Nasua narica), mapache (Procyon lotor), zorra gris (Urocyon cinereoargenteus) y cacomixtle (Bassariscus astutus).

La Conanp detalló que estas acciones de monitoreo permiten recabar informacion sobre la biodiversidad existente en esta Área Natural Protegida y obtener testigos de las especies catalogadas como amenazadas de acuerdo con la NOM-059-SEMARNAT 2010.

Personal de la Conanp que trabaja en dichas áreas y las brigadas de monitoreo biológico apoyadas con recursos del Programa de Conservación para el Desarrollo Sostenible (Procodes) y el Programa de vigilancia comunitaria (Provicom), son los encargados de estas tareas de rastreo de especies.

Recordó que la nutria tiene un cuerpo alargado con extremidades cortas, en las patas delanteras y traseras presenta una membrana interdigital que les permite nadar y cortar el paso del agua, y tiene una cola larga y gruesa que le sirve de timón.

Las principales amenazas para esta especie están relacionadas con la contaminación de cuerpos de agua por basura, agroquímicos, aceites y sustancias peligrosas, así como por la fragmentación de su hábitat y cacería.

Debido a esto, las comunidades que viven cerca de los cuerpos de agua se han abocado a realizar un manejo adecuado de la basura, residuos sólidos y demás sustancias contaminantes.

El Área de Protección de Flora y Fauna Tutuaca fue decretada como Reserva Forestal Nacional y Zona de Refugio de la Fauna Silvestre el 6 de julio de 1937, y recategorizada el 27 de diciembre de 2001.

Se encuentra en el extremo oeste de la parte central del estado de Chihuahua y comprende los municipios de Temósachic, Guerrero, Moris, Matachi, Madera y Ocampo; tiene un total de 436 mil 985 hectáreas.